Wolfenstein II The New Colossus

Machine Games nos ha regalado dos entregas y media de un clásico, todas ellas con momentos memorables. En The Old Blood recorríamos el castillo del primer videojuego, nos enfrentábamos a los resultados de los experimentos nazis, y terminábamos contra un jefe final realmente alucinante. The New Order nos mostraba un mundo en que los nazis gobernaban el mundo, después de que una bomba nuclear estallara en el corazón de Manhattan. Nuestro soldado americano William Blazkowicz recorrería Berlín, Londres y Gibraltar, entre otros escenarios europeos en busca de valientes soldados, mientras aprovechaba para robar tecnología alemana. Ahora nos presentan la segunda parte y continuación directa de The New Order, The New Colossus. Preparados para la acción más alocada de la saga.

La familia Blazkowicz

Si hemos jugado The New Order continuaremos directamente la historia, aunque nos harán un breve resumen de lo sucedido. Si no lo habéis jugado, la primera entrega tenía dos historias diferentes dependiendo de un momento crucial, donde debíamos salvar un soldado de morir a manos de los nazis. Así que al principio nos preguntarán que línea seguir, si la del soldado Fergus o la de Wyatt.

La resistencia encontrará el cuerpo de Blazkowicz y, después de varias intervenciones, lo transportarán al Martillo de Eva, dirección a Estados Unidos. Un submarino que robaron en The New Order, pero no tardarán en ser abordados por las tropas de Frau Engel. Engel es una vieja conocida, que prometió exterminarnos, después de someterla a una restructuración facial, estilo Blazkowicz.

Estamos ante una entrega en que la historia pierde fuerza y la seriedad de la primera entrega. Ahora ya no iremos salvando a personajes, sino que reuniremos equipos de rebeldes, aunque en esta ocasión se explota más el pasado de Blazkowicz, ya que la historia gira en torno a la familia y la dificultad de las estructuras familiares entre padres e hijos, en un mundo controlado por unos ideales. En The New Colossus la historia se dispara hacia una deliciosa locura, que pretende mantener al jugador pendiente en todo su sarcasmo y humor negro, que no dejará de sorprenderle. Ojo a la audición de Hitler, uno de los momentos más hilarantes de los videojuegos.

Página 1 de 3123

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies