Uncharted El Legado Perdido

Recuerdo cuando era pequeño y llegaba la noche. Encendía la luz de mi habitación, me sentaba en la cama, y esperaba a mi madre llegar con una taza de leche calentita. Me arropaba con las sábanas y escogíamos un libro de cuentos, que me acompañaba hasta que, agotado, me quedaba dormido. Chloe Frazer de niña compartía esos mismos momentos con su padre, pero a ella le contaban una leyenda. La del Colmillo de Ganesh una reliquia hecha con oro y adornada con esmeraldas. La leyenda cuenta que tenía el poder de convencer a las masas, un regalo de los dioses hindúes a los emperadores de Hoysala. El más joven de ellos, temeroso de que los persas invadieran su país, decidió construir una ciudad donde esconderla. Una ciudad muy ostentosa que conseguiría su principal función hasta hoy.

Una reliquia tan poderosa, sería el sueño de cualquier ejército o gobierno. Es por ello que un líder insurgente llamado Asav, está detrás de ella para cambiar la situación de su país. Chloe ya no es una niña, aquello quedó atrás, siendo ahora una famosa ladrona. Sus recuerdos no le hacen fácil su regreso, y la guerra está haciendo estragos en su país. Consciente de que su objetivo es imposible estando sola, decide tener una valiosa socia. Nadine Ross, un miembro de Shoreline entrenada en el arte de la guerra. Ambas tendrán una relación difícil por sucesos pasados, pero son conscientes de que para salir vivas se necesitan la una a la otra.

La herencia

Su apartado técnico tiene todo el músculo de Uncharted 4 El Desenlace del Ladrón. Está lleno de detalles, como mojar la ropa en tiempo real. El pelo se pegará al cuerpo por el sudor, veremos heridas, o cómo el barro bañará a nuestras protagonistas. Durante la conducción vemos a Chloe cambiar las marchas, girar el volante o usar el freno de mano, o podremos ver los efectos de las ruedas en el barro. El trato de las luces y las sombras es muy realista, como el sensacional efecto de las bombillas al explotar.

La saga ha arrastrado diferentes defectos, que con la llegada de Playstation 4, y la entrada de Crystal Dynamics reimaginando Tomb Raider, han conseguido solucionar. Un claro ejemplo que la competencia es necesaria para evolucionar en el género. La trilogía anterior tenía carencias importantes en los combates. Una defectuosa detección de impacto en los disparos, un control de la mirilla un poco desesperante y una IA con demasiada adrenalina. Ahora el control del apuntado es perfecto, incluso si no somos hábiles nos invita a que este sea automático. Los enemigos y compañeros están dotados de una IA con menos adrenalina, ahora ya no correrán sin sentido, o se pararán a disparar como locos sin cubrirse. Además se les ha dotado de un rombo de identificación que modificará su color, el blanco nos indica que estamos en su ángulo de visión; en amarillo reaccionarán ante nuestra presencia; y en rojo nos atacarán alertando al resto. Un defecto que no se ha corregido es la posición de la cámara para movernos con el stick, que hará que nuestra protagonista no reaccione correctamente, dependiendo del ángulo de esta.

Hay que recalcar el excelente trabajo de doblaje que ha hecho Sony España, sincronizando perfectamente los movimientos de los actores. Los rostros de los protagonistas están animados trasladándonos toda la actuación, igual que las animaciones de movimientos. La banda sonora usa instrumentos orquestales, con pistas de gran nivel.

Página 1 de 3123

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies